11 beneficios de la terapia con luz azul (maximízalos con estos consejos)

Scroll to read
the article

24/06/2024
11 beneficios de la terapia con luz azul (maximízalos con estos consejos)

by Eric Delloye — Posted in lumineta

Descubra los beneficios de la terapia con luz azul, desde mejorar el sueño y el estado de ánimo hasta controlar el dolor. Aprenda a optimizar sus sesiones de manera efectiva.

La terapia con luz azul está surgiendo como una forma eficaz y no invasiva de mejorar condiciones como la tristeza invernal y los problemas del sueño. Cada vez hay más evidencia que sugiere que exponer los ojos a una luz azul sin infrarrojos ni ultravioleta todos los días puede tener muchos beneficios fisiológicos.

Comprender sus beneficios puede ser una excelente manera de optimizar el sueño, mejorar la función mental y mejorar el bienestar general.

Analicemos los numerosos beneficios para la salud de esta terapia y algunos consejos fáciles de implementar que pueden ayudarle a maximizarlos.

1. Regula tu reloj interno

Uno de los beneficios más importantes del tratamiento con luz azul es que puede ayudar a configurar el reloj interno de su cuerpo. Su cuerpo tiene una forma de regular varias funciones corporales, incluido el ciclo de sueño-vigilia, la liberación de hormonas y la temperatura corporal, utilizando su reloj interno.

Cuando este reloj se altera, puede provocar varios problemas de salud, en particular una mala calidad y duración del sueño.

La terapia con luz azul ayuda a controlar la secreción de melatonina , una hormona clave que regula el sueño. Mientras que la melatonina se secreta por la noche para indicarle al cuerpo que es hora de dormir, su secreción se reduce por la mañana para darle al cuerpo una señal para que se despierte.

Sin embargo, el mecanismo puede verse alterado por la iluminación artificial , el sueño irregular y el desfase horario cuando se viaja a través de diferentes zonas horarias. Como resultado, puedes experimentar problemas como desequilibrios hormonales y alteraciones del sueño.

La luz azul, especialmente por la mañana, puede ayudar a restablecer este reloj interno. Suprime la producción de melatonina, promoviendo el estado de alerta y ayudando a establecer un ciclo regular de sueño-vigilia. Te sientes renovado y listo para comenzar.

Es especialmente útil cuando tienes problemas para dormir como el desfase horario. La terapia con luz azul ayuda a regular su reloj interno para imitar la luz del día y mejorar su ciclo de sueño para un metabolismo mejor controlado.

Las gafas de fototerapia Luminette ofrecen una excelente manera de incorporar la terapia de luz azul a su vida diaria sin alterar su rutina. Puede usar Luminette sobre sus anteojos recetados o lentes de contacto, ya que no deslumbra ni altera su vista. 

2. Mejora tu estado de ánimo

La terapia con luz azul también puede ayudarte a mejorar tu estado de ánimo, especialmente por la mañana. Se ha demostrado que la serotonina aumenta en el cerebro cuando los ojos se exponen a luz azul de una determinada longitud de onda, con un máximo de alrededor de 470 nm.

Este aumento de serotonina le ayuda a reducir los sentimientos de tristeza y ansiedad y promueve un estado emocional más positivo.

La serotonina es un neurotransmisor responsable de regular el estado de ánimo y la cantidad de serotonina en el cuerpo humano depende en parte de la exposición a la luz natural.

En invierno, cuando los días son más cortos o en zonas con exposición limitada a la luz natural, los niveles de serotonina pueden reducirse, provocando un aumento de los sentimientos de tristeza y ansiedad.


a. Cura para la tristeza del invierno

La terapia con luz azul implica exponer el cuerpo a una luz similar a la luz solar natural, lo que afecta los niveles de serotonina en el cerebro. El uso diario de luz azul por la mañana se asocia con un aumento de los niveles de serotonina, lo que a su vez mejora el estado de ánimo y la salud emocional.

Esto hace que la luz azul sea especialmente eficaz durante los meses de invierno, cuando es probable que las personas se sientan un poco deprimidas. Una sesión de terapia con luz azul por la mañana puede ayudar a eliminar la ' tristeza invernal '.

La exposición a la luz azul también puede mejorar su estado de ánimo si se siente deprimido debido al clima sombrío.

Incorporar la exposición a la luz azul en su rutina diaria, especialmente durante el invierno, puede mejorar su estado de ánimo, aumentar los niveles de energía y reducir los sentimientos de tristeza y ansiedad.

3. Aumenta el rendimiento cognitivo

La terapia con luz azul se ha estudiado ampliamente y se sabe que mejora el rendimiento mental al mejorar el estado de alerta, la memoria y la concentración . La exposición a la luz azul, especialmente por la mañana, tiene un impacto positivo en el cerebro, mejorando la productividad.

Se ha descubierto que la terapia con luz azul mejora la función cognitiva de varias maneras, entre ellas:


a. Involucra circuitos neuronales

La terapia con luz azul puede mejorar las capacidades cognitivas al estimular la parte del cerebro que controla la conciencia y la concentración. La exposición matutina a la luz azul puede hacerte más despierto y activo.

También puede ampliar su capacidad para prestar atención a tareas e información durante un período de tiempo prolongado. Esta es una gran ventaja para estudiantes, empresarios y cualquiera que necesite estar atento a las cosas en sus estaciones de trabajo.


b. Aumenta la memoria

Cuando se usa regularmente, se ha descubierto que la luz azul mejora la formación y el almacenamiento de la memoria en el cerebro.

La terapia con luz azul es buena para la memoria ya que activa estructuras cerebrales relacionadas con la capacidad cognitiva. Un estudio reveló que una mayor consolidación y recuperación de la memoria se asociaba con la exposición a la luz azul.

Esto hace que la luz azul sea una gran herramienta para mejorar el rendimiento de la memoria, especialmente en entornos escolares y laborales.

Lea también: ¿Cómo puede la fototerapia revolucionar su proceso creativo? Descubrir la verdad. 

4. Mejora la calidad del sueño

La terapia con luz azul puede mejorar significativamente la calidad de su sueño si tiene dificultades para conciliar o permanecer dormido.

Así es como la terapia puede ayudarle a dormir mejor:


a. Regular las hormonas del sueño

La exposición a la luz azul por la mañana tiene un impacto positivo en el control de los niveles de melatonina y cortisol en el cuerpo. La melatonina te da sueño y el cortisol te hace sentir alerta.

La terapia con luz azul regula igualmente estas hormonas para garantizar que tenga sueño cuando se supone que debe estar y esté alerta cuando necesite estar despierto.


b. Luchar contra el bajón de la tarde

¿Ha sentido una caída de energía por la tarde, alrededor de las 2 o 3 de la tarde? Usted no está solo. Esta depresión se debe probablemente a la falta de sueño o a las comidas copiosas. La terapia con luz azul puede ayudar a prevenir esto al regular los niveles hormonales y la energía a lo largo del día.


C. Reducir la inercia del sueño

¿Recuerdas esa sensación de somnolencia después de despertarte por la mañana? Para ti, eso es inercia del sueño. La exposición a la luz azul por la mañana puede reducir esta somnolencia, haciéndote sentir más alerta para afrontar el día.

Un estudio transversal sugirió que la terapia con luz azul mejoraba la eficiencia del sueño y la sensación de vigilia al levantarse.

Integrar la terapia de luz azul en su agenda con las gafas de fototerapia Luminette es fácil. Usar el dispositivo durante 20 a 30 minutos por la mañana le brinda el beneficio de la terapia de luz azul sin alterar su rutina matutina.

5. Maneja el dolor crónico

Se ha descubierto que el uso de luz azul para el control del dolor crónico es seguro y eficaz. Las investigaciones indican que puede proporcionar un enfoque no farmacológico eficaz para controlar el dolor en pacientes con fibromialgia y otras afecciones de dolor persistente.

Está bien establecido que las personas con dolor crónico, como la fibromialgia, tienen alteraciones del sueño y una mayor reactividad al estrés. Estos factores subyacentes se pueden controlar con la ayuda de la terapia de luz azul, que ayudará a aliviar el dolor.

Por ejemplo, un estudio realizado en el Journal of Pain Medicine mostró el efecto de la calidad del sueño con luz azul y la disminución de los niveles de dolor en personas con fibromialgia.

Tanto los pacientes como los cuidadores respondieron que sintieron menos dolor y que mejoraron su estado de ánimo y su capacidad para funcionar en su vida diaria.

La terapia con luz azul puede ayudar a controlar el dolor a través de dos mecanismos principales:


a. Niveles de serotonina mejorados

Se sabe que la luz azul ayuda a mantener los niveles de serotonina, que son cruciales para controlar el estado de ánimo y el dolor. Se sabe que los niveles elevados de serotonina reducen la sensibilidad al dolor y mejoran el estado de ánimo.


b. Inflamación reducida

En un estudio publicado en el Journal of Biophotonics, se descubrió que la exposición de los participantes a la luz azul disminuye los marcadores inflamatorios , lo que indica que la luz azul efectivamente tiene propiedades antiinflamatorias.

Además, la terapia con luz azul puede ayudar eficazmente a aliviar el dolor debido al aumento de la producción de endorfinas , los analgésicos naturales del cuerpo humano. Este efecto es similar al alivio que se siente después de que la actividad física aumenta los niveles de endorfinas en el cuerpo.

6. Alivia el desfase horario

Si ha volado a través de varias zonas horarias, sabrá lo brutal que puede ser el desfase horario. A menudo se manifiesta en fatiga y malestar general. El desfase horario ocurre cuando su reloj biológico interno está en una fase diferente a la hora local del nuevo lugar.

Esta desincronización dificulta que el cuerpo se adapte al nuevo huso horario y, como consecuencia, puede presentar síntomas como retraso en el sueño, problemas para permanecer dormido y somnolencia diurna.

Si se realiza de forma sistemática, la terapia con luz azul puede ayudar enormemente a minimizar los efectos del desfase horario y su duración. Por ejemplo, si tienes que levantarte temprano por la mañana para coger un vuelo o ir a trabajar, puedes utilizar la luz azul para resincronizar tu reloj biológico en consecuencia.

Cuando vayas hacia el este, la zona horaria que encuentres estará delante de ti. La terapia con luz azul por la mañana le permitirá despertarse más temprano y sentirse más despierto durante el día. En cambio, si vas de oeste a este, la luz azul te ayuda a permanecer despierto por más tiempo y adaptarte a una nueva zona horaria.

Las investigaciones también han demostrado la eficacia de la luz azul para eliminar el desfase horario. Un estudio realizado sobre los efectos de la luz azul en el sueño encontró que los participantes que usaron la terapia de luz azul redujeron los síntomas del desfase horario y se adaptaron a la nueva zona horaria más rápido que aquellos que no usaron la terapia de luz azul.

Otro estudio demostró que la exposición a la luz azul avanzó el ciclo de sueño-vigilia de los participantes, ayudándoles a sincronizar sus relojes biológicos con las nuevas zonas horarias.

Lea también: Estrategias efectivas para viajeros: formas naturales de superar el desfase horario y mejorar el sueño.

7. Mitiga los trastornos menstruales y premenstruales

Los trastornos menstruales y premenstruales afectan la calidad de vida de muchas mujeres, provocando cambios de humor, fatiga, irritabilidad y malestar físico. Estos síntomas pueden interferir con la vida diaria, el trabajo y las interacciones sociales.


Aunque existen tratamientos convencionales, la terapia con luz azul se ha convertido en una intervención innovadora porque no es invasiva y no tiene efectos secundarios. Esta terapia ayuda a modular el equilibrio hormonal y los neurotransmisores, controlando así el estado de ánimo y los niveles de energía.

La terapia con luz azul aumenta la felicidad y reduce la ansiedad al realinear los ritmos biológicos y regular la secreción de serotonina. En consecuencia, ayuda a aliviar los cambios de humor y la irritabilidad asociados a los trastornos menstruales y premenstruales.

Los estudios han descubierto que la fototerapia, especialmente la terapia con luz azul, puede ser eficaz para aliviar los síntomas del síndrome premenstrual (PMD ) y del trastorno disfórico premenstrual (PMDD).

Un estudio demostró que aquellos que se sometieron a fototerapia mejoraron su estado de ánimo y sus niveles de energía en comparación con las personas que no se sometieron a fototerapia.

8. Apoya el control de peso

Recientemente se ha sugerido que la terapia con luz azul es útil para iniciativas de pérdida de peso. Puede afectar las vías metabólicas y controlar el hambre y la energía. Este tratamiento no invasivo se puede utilizar como complemento de otros objetivos de pérdida o control de peso.

La luz azul afecta la producción de hormonas que regulan el hambre y el metabolismo en el cuerpo humano. Una de las hormonas, la grelina, también se conoce como la "hormona del hambre".

Por lo general, se libera antes de comer y tiende a disminuir inmediatamente después. La exposición diaria a la luz azul por la mañana tiene el potencial de regular la secreción de grelina, mejorando así las señales de hambre del cuerpo y ayudando a prevenir comer en exceso.

Además, la terapia con luz azul ayuda a aumentar los niveles de energía y el estado de ánimo, que son indicadores clave de un estilo de vida activo. Cuanto mayores sean sus niveles de energía, mayores serán sus posibilidades de mantenerse activo y quemar calorías adicionales.

Un estudio reciente demostró que los individuos expuestos a la luz azul redujeron su apetito y aumentaron su estado de alerta en comparación con el grupo de control. Si bien la aplicación de la terapia con luz azul en esta área aún está en sus inicios, los resultados iniciales son prometedores.

9. Promueve la salud del corazón

También se ha demostrado que la terapia con luz azul promueve la salud cardiovascular. Nuevos estudios muestran que la exposición a la luz azul beneficia al sistema cardiovascular. Se supone que dos mecanismos producen este efecto:

a. Regular la presión arterial

La hipertensión, o presión arterial alta, es uno de los factores más importantes que pueden provocar enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares. Existe evidencia científica importante que sugiere que la exposición a la luz azul produce una disminución de la presión arterial.

Un estudio publicado en el European Journal of Preventive Cardiology señaló que un grupo de participantes que estuvieron expuestos a la luz azul vieron reducida significativamente su presión arterial sistólica .

Se cree que este efecto se debe a la generación de óxido nítrico, una molécula implicada en el ensanchamiento de los vasos sanguíneos y la normalización de la presión arterial.

b. Mejorar la función cardíaca

La terapia con luz azul también ayuda a mejorar el rendimiento general del corazón además de reducir la presión arterial. Una mejor flexibilidad de los vasos sanguíneos tiene un efecto positivo en la circulación.

El oxígeno y los nutrientes llegan eficazmente al corazón y a otros órganos importantes. Esto puede ayudar a mejorar la salud general del corazón y reducir la incidencia de enfermedades cardiovasculares.

También se ha demostrado que la exposición a la luz azul mejora la función endotelial . El endotelio es una capa única de células ubicada en la cara interna del corazón y de los vasos sanguíneos, y es esencial para el correcto funcionamiento del sistema vascular.

Cuando el endotelio está sano, los vasos sanguíneos están menos rígidos, lo que es un marcador importante de la buena salud del corazón.

9. Promueve la salud del corazón

Aunque todavía está en sus inicios, la terapia con luz azul está emergiendo como un tratamiento complementario para controlar los síntomas del estrés relacionado con el trauma.

La terapia con luz azul podría ser útil en esta situación, ya que ayuda a aumentar la calidad del sueño y disminuir el nivel de ansiedad, que son los principales mediadores de los síntomas de estrés relacionados con el trauma.

El estrés relacionado con el trauma va acompañado de problemas como falta de sueño y pesadillas, que empeoran aún más otros síntomas. La terapia con luz azul ayuda a restablecer los ritmos naturales del cuerpo para mejorar la calidad del sueño.

La exposición matutina a la luz azul ayuda al reloj biológico a sincronizar y facilitar el proceso de conciliar el sueño por la noche y a prevenir despertares frecuentes durante la noche.

Se ha demostrado que una mejora en la calidad del sueño puede tener un impacto positivo en la salud mental y los mecanismos de afrontamiento en personas con estrés relacionado con un trauma.

Además de mejorar la calidad del sueño, la terapia con luz azul es eficaz para disminuir los niveles de ansiedad, otro síntoma del estrés relacionado con el trauma. Se cree que el aumento de los niveles de serotonina después de la terapia con luz azul es responsable de reducir el estrés.

11. Mejora las condiciones de la piel

El uso de la luz azul como modalidad de tratamiento está bien establecido, especialmente para afecciones de la piel como el acné leve a moderado. La terapia con luz azul es eficaz en el acné, ya que se dirige a la bacteria Propionibacterium acnes implicada en su desarrollo.

Cuando la luz azul penetra la piel, forma especies reactivas de oxígeno que eliminan las bacterias que causan el acné. Esto, a su vez, reduce la cantidad de bacterias que causan el acné en la piel y ayuda a prevenir futuros brotes de acné.

La terapia con luz azul también se puede utilizar para tratar la inflamación en la piel propensa al acné y los problemas que pueden provocar brotes, lo que, a su vez, le dará a la piel una superficie más clara y suave.

Varios estudios han demostrado el beneficio de la terapia de luz azul con diodos emisores de luz en el tratamiento del acné.

Por ejemplo, un estudio publicado en el Journal of Cosmetic and Laser Therapy mostró que los participantes que recibieron terapia de luz azul dos veces por semana durante cuatro semanas vieron reducida su cantidad de lesiones en comparación con el grupo de control que no recibió el tratamiento.

Otro estudio del British Journal of Dermatology concluyó que la terapia con luz azul era útil para tratar a pacientes con acné inflamatorio y mejorar las afecciones de la piel.

Es importante señalar que la terapia con luz azul no es exclusiva del tratamiento del acné, sino que puede resultar eficaz para otras afecciones de la piel. También puede ser útil para estimular las células inmunitarias en casos de psoriasis y eccema, ya que minimiza la inflamación de la piel y mejora la tasa de reparación de la piel.

Consejos para maximizar la terapia con luz azul

La terapia con luz azul mejora eficazmente su calidad de vida al regular el sueño y el estado de ánimo. A continuación se ofrecen algunos consejos que le ayudarán a maximizar las ventajas de la terapia con luz azul:


a. El tiempo es clave

Debe utilizar el tratamiento con luz azul de forma adecuada para facilitar los efectos requeridos. Debes usar luz azul por la mañana para mejorar el sueño y el estado de ánimo. Sincroniza el reloj biológico y mejora la calidad del sueño nocturno y la vigilia diurna.


b. La coherencia importa

La constancia es otro aspecto importante, ya que la terapia con luz azul debe utilizarse de forma regular para que el tratamiento sea eficaz. Hágalo parte de su rutina diaria para obtener los mejores resultados.

La duración de cada sesión puede oscilar entre 20 y 60 minutos, dependiendo de la afección a tratar y del tipo de dispositivo que se utilice.


C. Monitorear y ajustar

Graba tus sesiones de terapia y observa si tu salud mejora o se deteriora. En general, realizar un seguimiento de su progreso cuando utiliza la terapia de luz azul para el sueño, el estado de ánimo o las afecciones de la piel puede indicarle si el tratamiento es viable para usted.

Si experimenta algún efecto secundario o no ve los cambios que espera, intente cambiar la frecuencia o la duración de la sesión.


d. Limpia y mantén tu dispositivo

También es importante limpiar con frecuencia su dispositivo de terapia de luz azul, como las gafas de terapia de luz Luminette , para garantizar que funcione correctamente y emita la cantidad adecuada de luz.


mi. Manténgase hidratado e integre otras prácticas de apoyo.

Para obtener mejores resultados, combine esta terapia con otros hábitos saludables, como acostarse temprano y reducir el tiempo que pasa frente a la pantalla. Beba mucha agua, coma comidas equilibradas y haga ejercicio con regularidad. Estos le ayudarán a mejorar la calidad de su sueño cuando se combinen con la rutina adecuada de terapia con luz azul.

Conclusión: disfrute de los beneficios de la terapia con luz azul

La terapia con luz azul ofrece una variedad de beneficios, que incluyen una mejor calidad del sueño, un mejor estado de ánimo, alivio del dolor crónico y apoyo para el control del peso y la salud cardiovascular.

También ayuda en el tratamiento del desfase horario y los trastornos menstruales. La terapia regular con luz azul puede mejorar significativamente el bienestar al regular los patrones de sueño, aumentar los niveles de energía y mejorar la salud mental.

Experimente los efectos de la terapia de luz azul con las gafas de fototerapia Luminette. Estas innovadoras gafas brindan una exposición óptima a la luz azul, lo que lo ayuda a mejorar el sueño, mejorar el estado de ánimo y aumentar los niveles de energía.

Cómodas y portátiles, las gafas Luminette son la solución perfecta para integrar la terapia de luz azul en su rutina diaria. Pruebe Luminette hoy y dé el primer paso hacia una vida más saludable y vibrante.

Preguntas más frecuentes

¿Es segura la terapia con luz azul?

La terapia con luz azul generalmente se considera segura cuando se usa según las indicaciones. Sin embargo, es fundamental seguir unas pautas para evitar posibles efectos secundarios como fatiga visual o irritación de la piel.

¿Cuáles son las desventajas de la terapia con luz azul?

La terapia con luz azul es eficaz para mejorar la calidad de vida, pero tiene algunos inconvenientes. La exposición a la luz azul, especialmente si no es de la longitud de onda adecuada, puede provocar fatiga visual. Algunas personas también informan haber experimentado dolores de cabeza después de usar esta terapia. Además, las personas con problemas de la piel o fotosensibilidad pueden experimentar un empeoramiento de los síntomas debido a la exposición al sol.

Para evitar estos efectos secundarios, es fundamental utilizar únicamente dispositivos fiables como Luminette que emitan luz blanca enriquecida con azul en una longitud de onda específica, con un máximo de alrededor de 468 nm.